Central receptora de alarmas

Central receptora de alarmas

 

Central receptora de alarmasEl propósito principal de una central receptora de alarmas es la recepción de señales que han sido enviadas por distintas instalaciones de seguridad, dichas señales se obtienen en la central mediante la línea telefónica, bien sea fija o móvil.

Una vez se ha conectado, la señal es procesada inmediatamente en la red informática interna de la central. Con los actuales sistemas de seguridad, es posible conocer en todo momento el estado en que se encuentra su sistema.

Las centrales receptoras además son capaces de recibir diversos tipos de alarma. Tales como robos, incendios, control de temperaturas, alertas médicas, conexión y desconexión remota de aparatos como una calefacción, y servicios de ayuda, etc.

Es posible conocer si su alarma está conectada o no, si el suministro eléctrico ha sido cortado o incluso comprobar el estado de las baterías de su alarma.

Operadora de central receptora de alarmasTodo esto da lugar a múltiples señales que originan variados tipos de actuaciones, las cuales han sido descritas junto a cada cliente que es el que describe el plan de actuación que se seguirá en cada momento.

Además, la central receptora puede registrar la constancia horaria con que se conecta y desconecta su sistema de seguridad, informes mensuales, controles de acceso, de puntualidad y muchas más utilidades para los empresarios.

Todas las alarmas recibidas, las conversaciones mantenidas con las fuerzas de seguridad o con los clientes quedan registradas.

La central receptora de alarmas, debido a su labor, se halla situada en un habitáculo blindado, custodiado todos los días las 24 horas, por personal cualificado.

Aime Seguridad, informa mensualmente de todas las incidencias producidas a sus clientes, mediante listados con indicación de fecha, hora, zona y código relativos a las alarmas producidas.

Instalaciones de central receptora de alarmas